Ingreso de ancianos abandonados hizo explotar crisis en Hospital Central de Margarita

Durante el fin de semana explotó la crisis en el hospital central de Margarita

 

Durante el fin de semana quedó revelada la verdadera magnitud de la crisis en el hospital central Luis Ortega, en la isla de Margarita, lo que incluso condujo a la detención por varias horas de Pedro Medina, director de ese centro asistencial, por parte de funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas.

Por Dexcy Guédez

Lo que hizo explotar la verdadera crisis fue el ingreso de dos ancianos que quedaron abandonados a su suerte, uno de ellos por la diáspora de sus familiares y el otro que ya estaba en la indigencia, pero presenta un avanzando estado de desnutrición severa.

Este lunes, tanto el director como la subdirectora del principal centro asistencial de la Isla, comparecieron ante el Ministerio Público, a los fines de declarar sobre la realidad en ambos casos.

El anciano ingresado con convulsiones fue sacado del cuarto de la residencia que tuvo que alquilar cuando sus familiares se fueron del país y quedó en la calle.

Un vecino de buen corazón pagó cinco dólares a un joven de la calle para que lo acompañara al hospital y pudieran ingresarlo porque sin familiares no lo recibían.

De éste se supo que es apellido Caraballo, porque así lo llaman en el sector, pero del que presenta desnutrición dijeron que no recuerda su identidad.

“Está muy flaquito porque estaba en la calle pero aquí no tenemos las condiciones porque no tenemos insumos ni alimentos. Le logramos conseguir pañales desechables pero se los quita y se baja de la camilla al piso porque así acostumbra en la calle”, aseguró una enfermera quien no quiso identificarse.

El hospital era un hervidero este lunes, ya que las fotos de ambos adultos mayores se hicieron viral, lo que por fin ocupó la atención de las autoridades del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales, ente administrador de ese centro asistencial.

 

Durante el fin de semana explotó la crisis en el hospital central de Margarita

 

“La culpa no es del director ni del personal porque hacemos bastante para atender a las personas que ingresan, incluso trabajamos con las uñas. Es necesario que las autoridades del Seguro Social tomen en serio la situación que estamos viviendo en este hospital”, expresó una enfermera quien exigió el anonimato para no arriesgarse a represalias.

 

Durante el fin de semana explotó la crisis en el hospital central de Margarita

 

También algunos médicos defendieron a los directivos del hospital, más no a las autoridades del IVSS, por haberse mantenido indiferentes frente a las constantes exigencias que les han sido presentadas.

“Si no es por este caso, a lo mejor ni se acuerdan que el hospital. Ojalá que esto sirva para que lo recuperen y lo pongan a prestar un buen servicio porque aquí no hay nada”, denunció Mayra Salazar desde la incómoda sala de espera.

También José Cardona dejó escuchar su voz para denunciar que la noche del domingo vivió un verdadero drama cuando tuvo que llevar a su nieto con convulsiones.

“Tuvimos que buscar agua para bañarlo y prender las linternas de los celulares para alumbrar y los médicos pudieran atenderlo. Gracias al personal que en medio de la crisis mantiene intacta su mística, pudimos estabilizar al niño”, recalcó.