Corpoelec no resuelve: vecinos de El Cambury en el Zulia llevan 2 años sin servicio eléctrico

 

Arriban a 25 meses sin servicio eléctrico en el sector El Cambury en el municipio San Francisco, donde una fluctuación eléctrica provocó la explosión de un transformador, afectando a unos 75 vecinos.

Por Corresponsalía La Patilla

Los habitantes del sector se quejan de que han vivido los dos peores años de su vida al estar sin servicio eléctrico en pleno siglo XXI, y con las altas temperaturas que se experimentan en el estado Zulia, es un crimen, dijo un vecino.

Cartas, visitas a la alcaldía de San Francisco y llamadas a Corpoelec no han dado resultado. Los ciudadanos desesperados decidieron conectarse a otro transformador, lo que se convirtió en otro problema para la zona debido a la sobrecarga de voltaje.

Nolberto Gutiérrez es cabeza de una de las familias afectadas. “Aquí vivimos un caos. Migramos a otro poste y se está disparando. La luz de 110 voltios solo manda 80 o 90, y la de 220 voltios, manda 180. De tantos bajones que hay, se me han dañado tres computadoras. Los vecinos del barrio El Rodeo se pusieron bravos, porque nos pegamos, pero qué vamos hacer. Dormir sin luz y beber agua caliente es inhumano aquí en San Francisco”, argumentó.

Los vecinos de El Cambury denunciaron que la saliente gestión chavista de la alcaldía los visitó en varias ocasiones y nunca les solventaron nada. Aun así les pedían que les dieran la confianza en las elecciones celebradas el 21 de noviembre.

Adultos mayores y niños padecen de enfermedades en la piel severa por el calor. Por ello la decisión de migrar a otro poste. El agua que consumen en la zona es de un pozo y para que llegue el líquido a las casas, deben conectar las bombas de agua. Para usarlas deben apagar todos los artefactos en las viviendas por cinco y seis horas.

Carlos Rosales pide a Corpoelec que se apiade y reponga el transformador. “Para poder tener luz de otra posta, gaste 160 dólares. Hay familias que no tenían dinero y siguieron a oscuras. Qué calidad de vida tenemos así, ninguna”.