Líder laborista británico pide elecciones ante la crisis en Downing Street tras el “PartyGate”

Una fotografía difundida por el Parlamento del Reino Unido muestra al líder opositor del Partido Laborista, Keir Starmer, durante las Preguntas del Primer Ministro (PMQ) en la Cámara de los Comunes en Londres, Gran Bretaña, el 26 de enero de 2022. (Reino Unido, Londres) EFE/EPA/UK PARLAMENT/ FOLLETO DE JESSICA TAYLOR

 

El líder del Partido Laborista británico, Keir Starmer, pidió este viernes unas elecciones generales “lo antes posible” y sostuvo que la investigación policial sobre las fiestas celebradas en Downing Street durante la pandemia ha “paralizado” al Gobierno.

En declaraciones a los medios durante una visita a Glasgow (Escocia), donde trata de captar apoyos ante las divisiones entre los conservadores, Starmer dijo que no le importa “quien sea el líder del Partido Conservador o el primer ministro” pues “nos enfrentaremos a ellos”, mantuvo.

“Cuanto antes convoquen unas elecciones generales, mejor”, afirmó el dirigente laborista, que accedió al cargo en abril de 2020, meses después de que, el 12 de diciembre de 2019, el primer ministro “tory”, Boris Johnson, consiguiera una histórica mayoría absoluta.

El líder de la Cámara de los Comunes -enlace del Gobierno en la cámara baja-, Jacob Rees-Mogg, opinó igualmente el pasado martes que, si su jefe fuera eventualmente sustituido por un colega en unas elecciones primarias, el nuevo dirigente conservador y primer ministro debería convocar unos comicios para afianzar su mandato.

El futuro de Johnson -que inicialmente sustituyó a Theresa May en julio de 2019 sin pasar por las urnas- está en cuestión hasta que se conozca el resultado de la investigación de Scotland Yard sobre unas 17 fiestas que se organizaron en la sede del Gobierno en 2020 y 2021 en presunta infracción de la normativa anticovid.

También se espera la publicación de un informe interno realizado por la funcionaria Sue Gray, que se ha retrasado mientras la Policía comprueba que no incluye referencias que puedan perjudicar su pesquisa.

Starmer subrayó hoy que quiere que ese informe “se publique al completo”, entre indicaciones de que el Gobierno podría difundir en los próximos días una versión editada o incluso posponerlo hasta que los agentes terminen su labor.

El líder laborista también reiteró su petición a Johnson para que dimita, lo que este de momento rechaza.

EFE