EEUU sanciona a militares y empresas birmanas por el genocidio de los rohinyá

Foto referencial

 

 

 

 

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos anunció este viernes sanciones contra cinco individuos vinculados a las Fuerzas Armadas de Birmania y contra cinco empresas por su participación en el genocidio de la minoría musulmana rohinyá.

Las sanciones llegan después de que el lunes, el Gobierno de EE.UU. declarara que la campaña generalizada de violaciones y asesinatos de familias rohinyá en Birmania constituyó un genocidio, al asegurar que la persecución fue “generalizada y sistemática”.

“Estamos comprometidos con hacer que los responsables de la violencia y represión paguen por ello. Seguiremos apoyando a la gente de Birmania, incluyendo a quienes, cargados de coraje, se oponen al régimen militar”, indicó en un comunicado este viernes el subsecretario del Tesoro para Terrorismo, Brian Nelson.

Los sancionados son el general de brigada Ko Ko Oo; el general mayor Zaw Hein; y los proveedores de armas Naing Htut Aung, Aung Hlaing Oo y Sit Taing Aung.

También se sancionó a las empresas International Gateways Group of Company Limited, Myanmar Chemical & Machinery, Htoo Group of COmpanies y Asia Green Development Bank Ltd, así como a la 66 División de Infantería Ligera del Ejército birmano.

Las sanciones emitidas por el Tesoro implican que todas las propiedades de las personas y entidades afectadas en territorio estadounidense pasan a estar bloqueadas y se prohíbe a los ciudadanos estadounidenses mantener transacciones comerciales con ellas.

Además de declarar el genocidio rohinyá, la Administración del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha sido una de las voces más críticas con el golpe de Estado del Ejército que acabó con el gobierno electo de la líder birmana Aung San Suu Kyi hace más de seis meses, y ya ha impuesto duras sanciones contra los miembros de la junta militar.

EFE