Cayó sicario enviado por cabecilla paramilitar para asesinar a comerciante en Táchira

Foto: José “Cheo” Nava

 

 

Douglas Rico, director del Cicpc, informó en redes sociales que este lunes 28 de marzo fue detenido el sicario responsable de la muerte de un joven comerciante en el estado Táchira, crimen que no había sido esclarecido en más de dos años.

lapatilla.com

Funcionarios de la Coordinación de los Delitos Contra las Personas de la Delegación Municipal Ureña lograron la aprehensión del autor material del homicidio del comerciante William Ernesto Mariño Duarte, de 47 años, ocurrido en el año 2019 en el sector Aguas Calientes, parroquia Nueva Arcadia, municipio Pedro María Ureña, cuando llevaba a sus hijos al colegio, siendo uno de ellos lesionado durante el hecho. Así lo reseñó Rico en Instagram.

Deiby Yohan Valenzuela Padilla.

 

Como Deiby Yohan Valenzuela Padilla, de 37 años, fue identificado el autor material del crimen, el cual había sido contratado por Juan Carlos Acevedo Hernández, de 36 años, apodado “Frank Happi”, líder paramilitar, aún por detener. Este último “le exigía al comerciante 15 mil dólares americanos a cambio de dejarlo trabajar; sin embargo, este se negaba a acceder a sus requerimientos delictivos”, señaló Rico.

“Por lo que Frank Happi solicitó a Deiby que estudiara por varios días la rutina de William, esperándolo en uno de ellos, cuando abordaba al colegio de sus hijos, para perpetrar el crimen”, relató el comisario. Entonces, Deiby descendió de un vehículo tipo moto, Bera, placa 7A4A8TE, “desenfundando un arma de fuego y accionándola contra la víctima hasta matarlo y lesionando a uno de sus hijos”.

Asimismo, Rico resaltó que Deiby, “antes de ejecutar este sicariato, había sido puesto en libertad, luego de cumplir una condena por secuestro, huyendo hacia la ciudad de Bogotá, Colombia, para no afrontar su situación jurídica”.

El director del Cicpc prometió que continuarán las investigaciones para lograr la pronta detención de Frank Happi, quien mantiene en zozobra a los comerciantes de la entidad tachirense.

El caso quedó a la orden del Ministerio Público.