Ela Ferris: Nada que celebrar

Nada que celebrar el 5 de Julio, mientras estemos bajo la tiranía Cubana. Hace 221 años, fuimos liberados de la colonia española, y hoy tenemos 22 años bajo la tiranía castro-comunista.

Nada que Celebrar cuando un país pierde sus libertades, cuando quien dirige el país entrega la soberanía de manera sumisa, cuando se irrespeta a los héroes de aquella independencia que derramaron su sangre por nuestra libertad.

Nada que celebrar cuando tenemos cientos de injustas muertes mensualmente, cuando tenemos venezolanos presos por opinar distinto, cuando tenemos niños en la calle, robo, corrupción, violencia, delincuencia desbordada y una diáspora incontrolable.

Nada que celebrar cuando el deterioro moral y económico del país no le importa al que nos gobierna.

Nada que celebrar cuando el gobierno fragua leyes contrarías e irrespeta los Derechos Humanos de los ciudadanos.

Nada que celebrar mientras exista un preso político, mientras existan niños de la calle, mientras haya pobreza.

Hoy 5 de Julio, escucharemos aviones militares cruzar los cielos, escucharemos discursos vacíos llenos de resentimiento y mentiras celebrando una fecha que debería representar la libertad de Venezuela pero que representa es a la tiranía, hoy no hay nada que celebrar.
Mi bandera está a media asta, en honor a los miles de caídos por culpa de este gobierno, por los presos políticos, por los abuelos y pensionados, por los niños de la calle, por la juventud sin rumbo.

Nuestra lucha y nuestro compromiso debe hoy reafirmarse y comprometerse más que nunca por una Venezuela libre, para todos por igual, donde los privilegios que existan sean la libertad, el desarrollo, la hermandad, la unión.

Luchemos para que muy pronto, si tengamos que celebrar: el regreso de los exiliados, la libertad de los presos políticos, el desarrollo social y productivo, la reactivación de los campos y de la industria, el cese de las injusticias.

Venezuela pide a gritos unidad, es la última esperanza que nos queda, es honrar la lucha de nuestros libertadores, es nuestro compromiso por nuestros hijos, padres, abuelos, nietos y por todo el pueblo venezolano, no la dejemos perder. Dejemos los egos a un lado, vayamos juntos por la nueva independencia de Venezuela.