Chavismo ahogó en ruinas a la Escuela de Artes Plásticas Juan Lovera en San Fernando de Apure (Imágenes)

Marea roja chavista ahogó en ruinas a la Escuela de Artes Plásticas Juan Lovera en San Fernando de Apure

 

La marea roja chavista tras su llegada al poder convirtió a la Escuela de Artes Plásticas “Juan Lovera” en un lugar signado por el olvido y el abandono. Fue creada en 1964 para graduar bachilleres en Arte Puro.

Por María Eugenia Díaz

Las paredes de este centro de saberes culturales, ubicada en la calle Páez en San Fernando, capital del estado Apure, lucen desgastadas ante la falta de mantenimiento y las filtraciones existentes en su planta física. Los trabajadores relatan que al caer la lluvia, las goteras y la humedad están a la orden del día.

Este recinto no cuenta con hornos para la elaboración de piezas artísticas de cerámicas ni tampoco hay baños en óptimo funcionamiento, porque las pocetas fueron robadas de la institución.

 

Marea roja chavista ahogó en ruinas a la Escuela de Artes Plásticas Juan Lovera en San Fernando de Apure

 

Los salones y los departamentos no tienen puertas ni poseen un sistema de electricidad, debido a los innumerables robos. El taller de arte funciona como depósito de obras sin mayor resguardo.

Los trabajadores solo pueden llevar a cabo la jornada de limpieza en la parte interna de la escuela cuando llueve, pues tampoco hay agua en las instalaciones, situación que avergüenza a quienes allí laboran.

“En ocasiones Hidrollanos e Insalud nos prestan colaboración con el agua. Llenamos el tanque aéreo cada cierto tiempo. No tenemos personal de limpieza y por eso los mismos profesores de los cursos hacemos lo que podemos para mantener limpio nuestro puesto de trabajo”, comentó un profesor durante una visita que realizó La Patilla al centro de enseñanza artística.

La indiferencia del régimen

 

Marea roja chavista ahogó en ruinas a la Escuela de Artes Plásticas Juan Lovera en San Fernando de Apure

 

Este año la escuela de artes plásticas cumple 58 años, pero debido a la falta de apoyo gubernamental, a la crisis económica y a las malas condiciones de este recinto, no hay mucho que celebrar. Lamentablemente, en la actualidad los profesores apenas pueden ofrecer cursos básicos de arte, de lunes a viernes, desde la 1:00 pm a 5:30 pm, dirigidos a personas de todas las edades.

Esta escuela lleva el nombre Juan Lovera en honor al pintor caraqueño del siglo XIX, autor del histórico cuadro sobre la firma de la independencia el 5 de julio de 1811. Fue fundada en 1964 mediante decreto por el entonces gobernador del estado Apure, Héctor Saldeño. En la sede donde anteriormente funcionaba, ahora se convirtió en una clínica privada de mucho renombre en la región.

El profesor apureño en Ciencias Sociales, Eduardo Hernández Bolívar, conocedor de la materia cultural, rechaza el actual estado de la escuela de artes plásticas. Responsabiliza al régimen chavista de la desidia en la cual está sumida la instalación cultural.

“Nunca ha recibido mejoras de ningún tipo, se filtra el agua de la lluvia por todos lados, los salones son tétricos. Los directivos no reciben ayuda de ningún tipo. Antes en la escuela celebraban graduaciones de bachilleres en Arte Puro, pero la falta de amor e interés de resguardar el patrimonio público y el desinterés de optimizar la formación de los niños por parte de las autoridades, han contribuido con su deterioro. Al gobierno no le interesa impulsar la educación. Todos los poderes están en manos de ellos”, manifestó Hernández.

 

Marea roja chavista ahogó en ruinas a la Escuela de Artes Plásticas Juan Lovera en San Fernando de Apure

 

El profesor Hernández fue miembro de la Casa de la Cultura “Rómulo Gallegos”, en San Fernando durante 1990, así como también de la División de Cultura de la Zona Educativa en la entidad llanera durante 22 años. Además, durante toda su vida ha sido promotor de actividades culturales en los espacios de la escuela “Juan Lovera”.

“El chavismo ha instaurado el atraso en las escuelas, porque ha defenestrado los eventos importantes en este campo. Los cultores seguimos luchando por rescatar los espacios convertidos por esta administración en una sala política. Los gobernantes alegan que no han podido restaurar todas las estructuras por falta de recursos. Los cultores hemos dado a conocer nuestra inconformidad, pero no hemos sido escuchados”, denunció el docente.

De acuerdo al testimonio de Hernández Bolívar, de la escuela de artes plásticas en San Fernando de Apure han egresado artistas de renombre internacional como Rafael Verenzuela, Germán Moreno y Huáscar Jaspe, creador de la estatua del patrono de la ciudad capital. Aspira que estas instalaciones continúen sirviendo para la formación de las actuales y futuras generaciones de los artistas apureños.

Gestiones en vano

 

Marea roja chavista ahogó en ruinas a la Escuela de Artes Plásticas Juan Lovera en San Fernando de Apure

 

Mayela Dávila, representante de una estudiante, y un exdirector de la escuela “Juan Lovera” quien pidió mantener su nombre en reserva por temor a represalias, enfatizan que la planta física del recinto está en pésimas condiciones.

Estas personas alegan que desde 2017 hasta la fecha este espacio no ha recibido mantenimiento, pese a su mal estado, y lamentan que los salones no están aptos para impartir clases.

Se pudo conocer que los directivos de la escuela de arte han presentado proyectos de rehabilitación ante los consejos comunales en varias oportunidades, pero no han visto los resultados de estas gestiones.

Incluso, los trabajadores de la escuela revelaron que un equipo de la Misión Barrio Nuevo Barrio Tricolor del estado Apure, ha efectuado inspecciones a las instalaciones, sin ofrecer ninguna solución concreta a largo plazo.

“No tiene toma de aguas blancas, porque se la robaron. Ningún baño funciona, lo cual es lamentable, porque cuentan con un personal de calidad, ofrecen excelentes capacitaciones y existe un buen trato para los niños. Pero la infraestructura está muy deteriorada, hay mucho cableado, los techos no tienen manto asfáltico. Ningún salón tiene aire acondicionado”, agrega Dávila.

La directiva de esta institución se ha mantenido “guapeando” durante cuatro años para no cerrar las puertas de la escuela de artes. Sin embargo, esto no ha sido suficiente para lograr cambios significativos en este centro de formación.

“No han sido recuperados los materiales e insumos robados por los delincuentes ni tampoco las autoridades se han ocupado en restaurar o remodelar la sede por el alto costo de este tipo de proyectos”, manifiesta el exdirector.