Polémica: Influencer llegó demasiado lejos por un post viral y estallan las redes (VIDEO)

Captura

 

Holly Cheesman, una pequeña influencer de Florida con a penas 16.000 seguidores en Instagram y 30.000 en TikTok, ha sido pillada por una cámara de seguridad de una lujosa mansión haciéndose fotos delante de la fachada para hacer creer a sus seguidores que es suya.

Por: 20 Minutos

Ha sido Nick McDonald, el dueño de la propiedad situada en Palm Beach, el que ha compartido un rápido vídeo de 10 segundos sorprendido por la rapidez en la que la instagrammer se quita la ropa para conseguir la instantánea perfecta.

La joven se queda en seguida en bikini y le da un compañero, que se sitúa fuera de plano, el móvil para que comience la sesión de fotos, que después acabó en su cuenta.

Puedes leer la nota completa en 20 Minutos