Sebin y Dgcim también van a las marchas en Barinas, pero “para fotografiar a los sindicalistas”

 

La Intergremial de Barinas, que fue constituida recientemente con 22 organizaciones de trabajadores activos y jubilados de la administración pública, al parecer se ha convertido en una “piedrita en el zapato” para el régimen, por el ruido que ha causado en la calle, lo que ha obligado a los funcionarios del Sebin y Dgcim a infiltrarse en las protestas para captar e identificar de cerca a los dirigentes.

Por Corresponsalía La Patilla

La presidenta de esta nueva organización, Yanny González, que logró convocar a la lucha pacífica de calle a la mayoría de colegios, sindicatos y otros que tienen afiliados a los trabajadores, emitió un comunicado para rechazar la acción de los funcionarios que califican de acoso, intimidación y persecución.

La dirigente recordó que esta es la misma práctica aplicada en otras ciudades donde han sido aprehendidos, encarcelados y enjuiciados dirigentes sindicales con expedientes, donde los delitos como instigación al odio son suficientes para execrarlos de la lucha de calle.

En la Intergremial de Barinas no van a esperar a que los agarren por sorpresa, por lo que hicieron entrega del documento a Fundehullan (Fundación de Derechos Humanos de los Llanos), para que pongan en alerta a organismos nacionales e internacionales, de que en esta entidad llanera la actividad de calle está siendo criminalizada.