PJ sigue trabajando por el derecho al voto de los venezolanos dentro y fuera del país

Primero Justicia sigue trabajando por ofrecer la oportunidad a todos los venezolanos, dentro y fuera del país, de elegir libremente en las futuras elecciones presidenciales de 2024; por tal motivo, María Beatriz Martínez, miembro de la junta nacional de dicha organización, hizo hincapié en la reunión que sostuvo un grupo de mujeres justicieras, el lunes pasado, con los rectores del Consejo Nacional Electoral (CNE), Roberto Picón y Enrique Márquez para exigir la colocación de puntos itinerantes de inscripción en el Registro Electoral (RE) en las distintas ciudades del país y del mundo donde haya un venezolano.

“Necesitamos iniciar una cruzada nacional de los electores y las electoras, venezolanos y venezolanas, por eso estamos exigiendo nuestros derechos ante el CNE. En Primero Justicia tenemos la fuerte convicción de que es necesario potenciar el poder del voto, para que desde el ejercicio político primario del ciudadano podamos impulsar la generación de la reconstrucción nacional”, dijo Martínez.

No obstante, reiteró que para ello es necesario el apoyo del ente rector, de tal manera que se garantice el derecho de inscribirse a todo venezolano mayor de edad en el registro electoral: “pero eso no es posible si no generamos la presión institucional necesaria, para que el órgano rector responsable, es decir, el Consejo Nacional Electoral realice las campañas y garantice los métodos de acceso para actualizar el registro electoral venezolano”.

La dirigente nacional de Primero Justicia señaló que el RE presenta una mora de aproximadamente 8.000.000 de venezolanos que no se han podido inscribir: “Es evidente que hay una mora, si tomamos en cuenta que se calcula que hay dentro del territorio nacional, en este momento, alrededor de cuatro millones de venezolanos y venezolanas que necesitan inscribirse y actualizar sus datos, para tener derecho a votar”.

Agregó: “También, la inmensa cantidad de venezolanos que están en el exterior, conforme a la diáspora migratoria que, sin duda, tienen derecho a ingresar en el Registro Electoral de venezolanos en el exterior. Lo que conforme a la actualización de datos pendiente, es superior a cuatro millones, también. Es decir, estos ocho millones de venezolanos, por dar una cifra redonda, tienen derecho a elegir”.

Asimismo, Martínez reiteró la conversación que sostuvieron con los rectores: “Acudimos un grupo de mujeres, dirigentes nacionales de Primero Justicia, a una reunión con los rectores Roberto Picón y Enrique Márquez del CNE, a solicitar que sea atendido con carácter de urgencia esa necesidad que permitiría la real posibilidad de potenciar la decisión fundamental que constituye el futuro de los venezolanos a partir de 2024, por los próximos seis años y por las próximas decisiones en distintos ámbitos”.

Aseveró que no brindarles la oportunidad a estos 8.000.000 de venezolanos a inscribirse en el registro, podría ser contraproducente para el futuro de Venezuela: “Sería un error imperdonable que le entreguemos a la omisión, nuestro poder de decisión. Para nosotros esa es una tarea prioritaria de toda la ciudadanía y como partido político es fundamental realizar acciones que garanticen nuestros derechos políticos fundamentales”.

Por lo que se mostró esperanzada en que la solicitud de Primero Justicia sea escuchada por el órgano comicial: “Aspiramos como paso previo e inmediato que permitan y acuerden los puntos itinerantes que se soliciten a las oficinas regionales electorales, las pueden solicitar cualquier organización no gubernamental. Lo podemos solicitar todos los partidos políticos o las distintas plataformas, lo importante es que activemos ese ejercicio de ciudadanía”.