De una joven princesa a la monarca con más años en el trono de Reino Unido, así fue la vida de Isabel II

Isabel II del Reino Unido (Elizabeth Alexandra Mary; Londres, 21 de abril de 1926) (Escocia 8 de septiembre de 2022) es la actual monarca británica, además de soberana de otros catorce Estados independientes constituidos en reino y que forman parte de la Mancomunidad de Naciones: Reino Unido, Canadá, Australia, Nueva Zelanda, Jamaica, Bahamas, Granada, Papúa Nueva Guinea, Islas Salomón, Tuvalu, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Belice, Antigua y Barbuda y San Cristóbal y Nieves.

Es la principal figura política de los cincuenta y cuatro países miembros de la Mancomunidad de Naciones. En su rol específico como monarca del Reino Unido es a su vez la gobernadora suprema de la Iglesia de Inglaterra. Su papel político abarca grandes áreas, tiene funciones constitucionales significativas y actúa como foco de la unidad nacional de los británicos y como representante de su nación ante el mundo.

Nació en Londres, siendo la hija mayor de los duques de York (más tarde los reyes Jorge VI e Isabel) y fue educada en su casa a cargo de preceptores privados. Su padre ascendió al trono en 1936 tras la abdicación de su hermano Eduardo VIII. Comenzó a llevar a cabo funciones públicas durante la Segunda Guerra Mundial, al servir en el Servicio Territorial Auxiliar, la rama femenina del Ejército Británico de la época. Cuando su padre falleció en 1952, se convirtió en jefa de la Mancomunidad de Naciones y reina de los siete países independientes pertenecientes a la misma: Reino Unido, Canadá, Australia, Nueva Zelanda, Sudáfrica, Pakistán y Ceilán. La celebración de su coronación en 1953 fue la primera en ser televisada. Entre 1956 y 2021, la mitad de sus reinos, entre ellos Sudáfrica, Pakistán, Ceilán (posteriormente llamado Sri Lanka) y Barbados, obtuvieron su independencia y se convirtieron en repúblicas.

En 1947 contrajo matrimonio con el príncipe Felipe de Grecia y Dinamarca, con quien tuvo cuatro hijos: Carlos, Ana, Andrés y Eduardo. En 1992, año que Isabel denominó annus horribilis (‘año horrible’), Carlos y Andrés se separaron de sus esposas, Ana se divorció y un incendio grave destruyó parte del castillo de Windsor. Los rumores acerca de la situación matrimonial de Carlos y Diana, princesa de Gales continuaron y ambos se divorciaron en 1996. Al año siguiente, Diana murió en un accidente automovilístico en París y los medios de comunicación criticaron a la familia real por mantenerse en reclusión durante los días previos a su funeral. Desde 2007 es la monarca más longeva en la historia británica al superar a su tatarabuela, la reina Victoria. Es una de las monarcas que han reinado por más tiempo en la historia, además de que, desde septiembre de 2015, es la monarca británica con el mayor período de reinado tras superar una vez más a la reina Victoria.

Sus jubileos de plata, oro, diamante, zafiro y platino fueron celebrados en 1977, 2002, 2012, 2017 y 2022 respectivamente.

El 9 de abril de 2021 su esposo, el príncipe Felipe, duque de Edimburgo, falleció dos meses antes de cumplir 100 años, y 12 días antes de que ella misma cumpliera los 95 años de edad. El matrimonio de Isabel II es el más duradero en la historia de la familia real, la pareja estuvo junta durante más de 74 años.

Los Reinos de la Mancomunidad de Naciones celebraron, entre el 2 y el 6 de junio de 2022, en los llamados Jubilee Days, el jubileo de platino, acto que conmemoró los 70 años de reinado de Isabel II, cumplidos el 6 de febrero de 2022.

Primeros años

Isabel fue la primera hija del príncipe Alberto, duque de York (más tarde rey Jorge VI) y su esposa Isabel, duquesa de York (más tarde reina Isabel). Su padre era el segundo hijo del rey Jorge V y de la reina María, y su madre era la hija menor del aristócrata escocés Claude Bowes-Lyon, XIV conde de Strathmore y Kinghorne. Isabel nació por cesárea a las 2:40 GMT el 21 de abril de 1926 en la casa londinense de su abuelo materno en el número 17 de Bruton Street, Mayfair. Luego, residió brevemente en una vivienda adquirida por sus padres poco después de su nacimiento en el número 145 de Piccadilly en Londres y en la residencia White Lodge en Parque Richmond. El 29 de mayo de 1926, el arzobispo de York, Cosmo Lang, la bautizó bajo la religión anglicana en la capilla privada del Palacio de Buckingham (destruida durante los bombardeos de Londres en la Segunda Guerra Mundial). Fue nombrada «Isabel» en honor a su madre, «Alexandra» por la madre de Jorge V (su bisabuela paterna), que había fallecido seis meses antes y «Mary» por su abuela paterna.? En la intimidad, era llamada «Lilibet».? Jorge V apreció mucho a su nieta y durante su grave enfermedad en 1929, sus visitas periódicas le elevaron el ánimo y le favorecieron en su recuperación, según acreditaron la prensa pública y sus biógrafos posteriores.

Su única hermana fue la princesa Margarita, nacida en 1930. Ambas fueron educadas en su casa bajo supervisión de su madre y Marion Crawford, su institutriz, llamada informalmente «Crawfie». Las clases se concentraban principalmente en historia, lenguaje, literatura y música.18? Para consternación de la familia real, Crawford más tarde publicó un libro biográfico sobre los primeros años de Isabel y Margarita titulado The Little Princesses. El libro describe el amor de Isabel por los caballos y los perros, su disciplina y su actitud de responsabilidad. Otros hicieron eco de tales observaciones: Winston Churchill describió a Isabel cuando tenía dos años como «un personaje. Tiene un aire de autoridad y reflexión sorprendentes para un niño». Su prima Margaret Rhodes la describió como «una niña alegre, pero, fundamentalmente, sensible y de buen comportamiento».

Heredera legal de la Corona

Al ser nieta del monarca, el título completo de Isabel al nacer era Su Alteza Real la princesa Isabel de York. Estaba tercera en la línea de sucesión al trono detrás de su tío, Eduardo, príncipe de Gales y de su padre. A pesar de que su nacimiento produjo interés público, no se esperaba que fuera reina al tener en cuenta que el príncipe de Gales era joven y por lo tanto, muchos creyeron que se casaría y tendría hijos.? En 1936, cuando su abuelo murió y Eduardo lo sucedió como rey, Isabel pasó a ocupar el segundo puesto en la línea de sucesión al trono después de su padre. Ese mismo año, Eduardo abdicó después de la crisis constitucional causada por su propuesta de matrimonio a Wallis Simpson, una divorciada estadounidense. A pesar de que legalmente podía casarse, los ministros le recomendaron que no lo hiciera, ya que el pueblo jamás la aceptaría como reina; como monarca constitucional Eduardo estaba obligado a aceptar el consejo de los ministros. Jorge V había expresado sus opiniones acerca de su hijo mayor: «Ruego a Dios que mi hijo mayor nunca se case ni tenga hijos, para que nada se interponga entre Bertie y Lilibet y el trono». Con la abdicación de Eduardo VIII, el padre de Isabel se convirtió en rey y ella en la heredera legal con el título de Su Alteza Real la princesa Isabel.

Isabel recibió clases particulares de historia constitucional por parte de Henry Marten, el rector del Colegio Eton, y aprendió el idioma francés con la ayuda de varias institutrices.? El movimiento de escultismo Girl Guides, la primera compañía del Palacio de Buckingham, se formó específicamente para que Isabel pudiera relacionarse con niñas de su edad. Más tarde, se inscribió en la organización juvenil Sea Ranger.

En 1939, los padres de Isabel realizaron una gira por Canadá y los Estados Unidos. Al igual que en 1927, cuando recorrieron Australia y Nueva Zelanda, Isabel permaneció en Gran Bretaña, ya que el rey pensó que era demasiado joven para efectuar visitas públicas. Isabel «miraba llorosa» cuando sus padres se iban. Se comunicaban por cartas regularmente y el 18 de mayo, Isabel y sus padres hicieron la primera llamada telefónica trasatlántica real.

Segunda Guerra Mundial

Desde septiembre de 1939, con el estallido de la Segunda Guerra Mundial, Isabel y su hermana menor, Margarita, permanecieron en el castillo de Balmoral, Escocia, hasta la Navidad de 1939, cuando se mudaron a Sandringham House (en Norfolk). De febrero a mayo de 1940, residieron en Royal Lodge, hasta que fueron trasladadas al castillo de Windsor, donde permanecieron la mayor parte de los siguientes cinco años. La sugerencia del destacado político lord Hailsham de que las princesas fueran llevadas a Canadá fue rechazada por la madre de Isabel, quien declaró: «Las niñas no se irán sin mí. Yo no voy a dejar al rey. Y el rey nunca se irá». En Windsor, las princesas realizaron pantomimas en Navidad en ayuda de la Queen’s Wool Fund —el Fondo de Lana de la Reina—, que adquirió los hilados necesarios para confeccionar prendas militares. En 1940, Isabel, de 14 años, realizó su primera emisión de radio para el programa de la BBC Children’s Hour, donde declaró:

Con tan solo 25 años, la Reina Isabel subió al trono con una coronación el 2 de junio de 1953.Bettmann / Getty Images

 

¿Cómo llegó la reina Isabel II al trono?

Elizabeeth Alexandra Mary, mejor conocida en el mundo hispano como la reina Isabel II, nació el 21 de abril de 1926 en Londres, siendo su padre el príncipe Albert, duque de York, y su madre Elizabeth Bowes-Lyon.

Al nacer, Isabel era la tercera en la línea de sucesión al trono, después de su tío, el rey Edward VIII, y de su padre. Sin embargo, cuando su tío abdicó en 1936, su padre subió al trono como Jorge VI y ella se convirtió en su heredera.

En noviembre de 1947, Isabel se casó con Felipe de Grecia y Dinamarca, quien era su primo tercero por parte de la reina Victoria, y segundo por el lado del rey Christian IX de Dinamarca.

Sin embargo, tras la muerte del rey Jorge VI en 1952 a causa de cáncer de pulmón, Isabel tomó su lugar, siendo la sexta mujer en ascender al trono británico. Su coronación sucedió el 2 de junio de 1953 en la Abadía de Westminster, fue la primer coronación televisada y en aquel entonces contaba con solo 25 años.

Actualmente, la reina Isabel II es la monarca que más tiempo ha reinado, pues en 2015 rompió el récord impuesto por su tatarabuela, la reina Victoria, de 63 años y 216 días en el trono. La reina Isabel tiene cuatro hijos, ocho nietos y diez bisnietos.

Jubileo de Platino

En 2022, la reina Isabel II se convertirá en la primera monarca británica en celebrar un Jubileo de Platino, tras 70 años de servicio. Por ello, diversos festejos se llevarán a cabo durante todo el año en el Reino Unido y en los países que conforman la Commonwealth.

Aunque la reina Isabel se limitará a asistir solo a ciertos eventos debido a su salud y avanzada edad, los miembros de la familia real viajarán por todo el país para realizar diversos actos públicos en conmemoración de la reina.

En cuanto al emblema oficial de las celebraciones, la monarquía anunciará un concurso especial en colaboración con el Victoria and Albert Museum, el Design Museum y el Royal College of Art, para escoger a la obra que representará el Jubileo.