Chimeneas apagadas y empresas cerradas: la realidad del Parque Industrial de Carabobo en dos décadas de chavismo

 

 

 

 

Hace dos décadas Carabobo era considerado el estado industrial por excelencia, pero ahora es solo un recuerdo. La falta de créditos bancarios, la merma del poder adquisitivo de los venezolanos y el comercio ilícito como ventas sin facturas, el puerta a puerta y el contrabando, son algunos de los factores que han incidido en que muchas de las chimeneas de la Zona Industrial de Valencia estén apagadas.

Por Corresponsalía lapatilla.com

El presidente de la Cámara de Industriales del estado Carabobo, Oswaldo Umanes, indicó que las empresas que se mantienen activas, operan entre 22% y 25% de su capacidad instalada. Afirmó que pese a que la cifra representa un incremento de aproximadamente 4% comparada con la del año pasado, en los últimos meses esta recuperación se estancó.

“Sin capital de trabajo, las empresas no pueden crecer, y el incremento del dólar en los últimos meses ha afectado de manera importante”, explicó.

 

Oswaldo Umanes, presidente de la Cámara de Industriales de Carabobo

 

Detalló que la industria de empaques, plástico, químicos, alimentos y medicinas fueron las que registraron una leve mejoría este año. Sin embargo, sectores como el de autopartes, calzado y textil siguen en el foso.

El pasado 4 de septiembre, la Cámara de Industriales de Carabobo cumplió 86 años de fundada. Umanes recordó que en su mejor momento, en el año 2008, llegaron a tener 286 empresas afiliadas, pero actualmente la cifra disminuyó a 120 afiliados.

“Constantemente se están cerrando empresas en la zona industrial, la mayoría son las transnacionales. No tenemos un número específico, pero basta con dar una vuelta por las calles de la zona industrial y ver la cantidad de empresas cerradas. El ensamblaje de vehículos desapareció totalmente en Carabobo, la industria autopartes está afectada, la del calzado afectada por el contrabando, la textil”, manifestó Umanes.

 

 

El presidente de la Cámara de Industriales de Carabobo destacó que para que este sector se pueda volver a levantar, es necesario recuperar las empresas básicas de aluminio, acero y petroquímica, con el objetivo de tener acceso a materia prima competitiva que les permita elaborar productos con alta calidad de exportación.

Según datos aportados por Fedecámaras Carabobo en 2020, de las 6.000 empresas que en 2001 integraban el Parque Industrial de Carabobo, solo 600 se mantenían abiertas hace dos años y operaban a 30% de su capacidad. Mientras que 5.400 se paralizaron a lo largo de los 20 años de la era chavista.

En la campaña electoral de 2017, el gobernador chavista de Carabobo, Rafael Lacava, prometió reactivar la zona industrial de la región. El 19 de noviembre de ese año publicó en su cuenta en Twitter desde la empresa Gabriel de Venezuela: “Aquí estamos haciendo lo que nos corresponde hacer para ir recuperando poco a poco, pero sin parar nuestra principal fuente de empleo en el estado como lo es el parque industrial carabobeño que es el más importante del país”. De esta forma anunciaba la reactivación de esa planta fabricante de autopartes cerrada en febrero de 2018 por falta de materia prima.