Argentina y la “virtud” de saber sufrir

Los jugadores de Argentina se reúnen durante la tanda de penaltis después de la prórroga del partido de fútbol de cuartos de final de la Copa Mundial de Qatar 2022 entre Holanda y Argentina en el Estadio Lusail, al norte de Doha, el 9 de diciembre de 2022. (Foto de MANAN VATSYAYANA / AFP)

 

 

 

A lo largo del torneo, Argentina ha demostrado tener una virtud que los equipos ganadores suelen expresar espontáneamente: saber sufrir. Contra Países Bajos vivió una mezcla de todo lo que ha sufrido en Qatar 2022. Estuvo arriba prácticamente los 90 minutos. Los de Van Gaal consiguieron igualar y desde el punto penal, los de Scaloni conquistaron el boleto semifinal.

Lucho Suárez // lapatilla.com 

El camino del calvario era impensable. Argentina demostró ser superior en todas las líneas ante un equipo neerlandés que se protegió, pero que supo reaccionar con contundencia e inteligencia.

Los pupilos de Lionel Scaloni plasmaron en el campo lo que se esperaba en el papel: un equipo con protagonismo en la posesión y creativo de medio campo hacia adelante.

Pese a alinear a un Rodrigo De Paul entre algodones, los patagónicos mostraron carácter con el balón en los pies, y con Leo Messi a la cabeza fueron capaces de penetrar la dura defensa naranja liderada por Virgil Van Dijk.

Por su parte, los europeos tuvieron claro de un principio que su rival buscaría tener la pelota, por lo que recurrieron a sus veloces laterales y extremos para intentar generar vértigo.

Sin embargo, Argentina tiene a Messi.

A minutos para el ocaso de la primera mitad, el capitán “frotó la lámpara” perforó la zaga holandesa con “una daga” que llegó a los pies de Nahuel Molina (35′).

El defensa argentino #26 Nahuel Molina celebra con el delantero argentino #10 Lionel Messi después de anotar el primer gol de su equipo durante el partido de fútbol de cuartos de final de la Copa Mundial Qatar 2022 entre Holanda y Argentina en el Estadio Lusail, al norte de Doha, el 9 de diciembre de 2022. ( Foto de Alberto PIZZOLI / AFP)

 

 

 

El lateral derecho se internó dentro del área rival y batió al portero Andries Noppert con un remate a tres dedos al palo lejano.

La oncena albiceleste capitalizó su dominio en el ecuador de la segunda mitad.

Marcos Acuña, protagonista del ataque argentino durante todo el encuentro, intentó una penetración en el área holandesa entre varios defensores, pero justo en la línea que separa el área grande de la chica fue derribado. El árbitro español Mateu Lahoz sentenció penal sin chistar.

Leo Messi, figura del partido, fue quien conquistó la liana que amplió las acciones. El “10” puso la esférica al palo izquierdo de Noppert, quien quedó “como una estatua” ante la ejecución de la pena máxima.

Un descuento que nadie esperaba… y mucho drama

El delantero holandés #19 Wout Weghorst (2ndL) celebra después de marcar el segundo gol de su equipo durante el partido de cuartos de final de la Copa Mundial de Qatar 2022 entre Holanda y Argentina en el estadio Lusail, al norte de Doha, el 9 de diciembre de 2022. (Foto de Kirill KUDRYAVTSEV / AFP)

 

 

 

 

Van Gaal movió sus piezas y acertó. Cuando Argentina se sentía más cómoda sobre el césped de Lusail, la “naranja” golpeó y le dio dramatismo al final del partido.

Berghuis y Weghorst, dos de los cambios del experimentado entrenador, fueron figuras que motivaron el despertar holandés.

Ante el fútbol asociativo de la albiceleste y con el tiempo en las espaldas, los holandeses se fueron encima en busca de remontar las acciones.

El recién ingresado Weghorst capitalizó uno de los constantes centros del combinado europeo con un gran cabezazo a centro de Berghuis (83′). El extremo colocó la esférica al palo lejano de Emiliano “Dibu” Martínez.

Minutos después, Argentina vio cómo se caía su victoria “segura” en el tiempo agregado.

A menos de un minuto para concluir la cita, los neerlandeses revivieron sus esperanzas con la firma del mismo protagonista: Wout Weghorst.

Mediante una jugada preparada a balón parado, el atacante recibió la esférica filtrada entre los defensas y de zurda conquistó el gol que llevó el partido a tiempo extra (90+11).

Los 30 minutos fueron de infarto. Mientras Países Bajos mostró tuvo tímidos acercamientos, Argentina empujó hasta el final con mucho peligro, atentando contra el arco de Noppert en múltiples ocasiones.

Sin embargo, el destino de ambas selecciones se definió desde el punto penal.

La figura incuestionable de la tanda fue Emiliano “Dibu” Martínez, quien detuvo las primeras dos ejecuciones neerlandesas para condicionar la situación.

Llegaron hasta el quinto penal, donde Lautaro Martínez se erigió como figura para conquistar la victoria albiceleste y sentar a su selección en la mesa de las cuatro mejores escuadras de Qatar 2022.