Willian Hernández: Venezuela podría cubrir el déficit energético que enfrenta ahora Europa

Con una verdadera fase de crecimiento amplio ,con seguridad jurídica para las empresas de servicios, Venezuela podría cubrir el déficit energético que enfrenta ahora Europa.

Es claro que, más allá de la mayor rentabilidad que genera el acceso a altos niveles de ingresos para la industria petrolera, el impacto de un repunte de esta naturaleza es también muy relevante para el manejo de otros problemas que enfrenta el país, como posibles inversiones en la resolución de la emergencia humanitaria compleja que involucra a 7 millones de venezolanos, una renegociación de la deuda por más de USD 127.2 millones que ha incumplido la República desde el default de 2017 a un amplio grupo de acreedores, o la crisis de productividad causada también por la ineficiencia del Estado como proveedor de servicios públicos; todos, problemas estructurales que se deben solucionar en la economía venezolana para avanzar hacia una verdadera fase de crecimiento amplio y sostenido.

La compleja situación en la que se encuentra el sector energético mundial, Venezuela puede buscar renovar incentivos para beneficios de la producción venezolana con la participación de empresas occidentales que disminuyan la opacidad en las operaciones de PDVSA, y redistribuyan la producción a mercados occidentales para contrarrestar el déficit energético que enfrenta ahora Europa.





Pero no se puede ser ingenuo e ignorar que para que eso sea factible hay que abordar el problema de fondo: una política que ayude al establecimiento de acuerdos que contribuyan en la generación de un verdadero clima de seguridad jurídica y liberalización de la economía, y que permitan avanzar hacia una reestructuración de los compromisos de la República con los acreedores con la asistencia de organismos multilaterales, así como una verdaderamente masiva atracción de inversiones; medidas a las que siempre debe anteponerse la atención de la emergencia humanitaria como un elemento inicial clave.

Quizás el problema está en los incentivos y los actores con los que contamos para alcanzar estos acuerdos, todos esenciales para que el país transite una senda hacia el progreso

El país hoy está estancado en el foso, que tiene la necesidad de avanzar en cambios políticos que permitan la resolución de los problemas que enfrenta, y de los que no podrá reponerse sin el apoyo internacional por las distintas vías de transición Energética. Este debería ser el principal incentivo para buscar una solución a nuestros problemas.

El incremento de producción hasta ahora es por el pago por anticipado a proveedores que han levantado la producción con la ayuda de algunos pocos taladros workover de menor caballaje que están haciendo servicios a pozos, aunque no son taladros de perforación. En la actualidad no hay taladros de perforación de PDVSA

@Willian_wilito