Ejército británico detonó en el mar una bomba de la II Guerra Mundial hallada en el jardín de una casa

Foto: X @grantshapps

 

 

 





Una bomba alemana de 500 kilos de la II Guerra Mundial, que fue hallada en un jardín de la ciudad de Plymouth (suroeste de Inglaterra), ha sido detonada con éxito en el mar tras obligar a la evacuación de más de 3.000 personas de sus viviendas.

El Ministerio británico de Defensa, en uno de los mayores operativos de este tipo en más de setenta años, informó a través de sus redes sociales que la operación se completó con éxito en la noche del viernes.

Un convoy militar trasladó la bomba en el contenedor de un camión desde el jardín, a través de un área densamente poblada, hasta el embarcadero de Torpoint Ferry, desde donde se llevó para ser detonada en el mar.

Más de 10.000 personas y 1.200 propiedades se vieron afectadas por el cordón perimetral de 300 metros que se estableció en torno a la bomba.

Según Defensa, el arma, una bomba SC-500 arrojada desde el aire por las fuerzas alemanas durante la II Guerra Mundial, representaba un “riesgo significativo para la seguridad pública”.

El ministro de Defensa, Grant Shapps, felicitó a través de la red social X al Ejército británico por la operación, que supone “un testimonio de la habilidad y fortaleza con que las Fuerzas Armadas sirven cuando se enfrentan a grandes riesgos”.

La Policía de los condados de Devon y Cornwall, en el suroeste inglés, fue alertada el martes sobre el hallazgo del artefacto, sin explotar, en el jardín de una casa del barrio de Keyham, en Plymouth.

La Alemania nazi llevó a cabo entre 1940 y 1941 una intensa campaña de bombardeos -conocida como ‘Blitz’- contra varias ciudades británicas, entre ellas Plymouth, pero también contra Londres, Birmingham, Bristol y Southampton, entre otras.

EFE