Trabajadores venezolanos piden intervención del Papa para lograr solución a la crisis humanitaria

Sep 12, 2017 5:47 pm
Publicado en: Actualidad, Nacionales

acn_marcelamaspero-e1475073613488

Las centrales obreras venezolanas solicitaron al papa Francisco su mediación para solucionar la grave crisis humanitaria, laboral, social, económica y política que se vive en Venezuela y denunciaron el recrudecimiento de la persecución sindical, la detención, tortura y desapariciones de los opositores.

Nota de prensa

En carta dirigida a su santidad, la Unión Nacional de Trabajadores de Venezuela, Unete; la Confederación de Sindicatos Autónomos de Venezuela, Codesa; la Confederación General de Trabajadores de Venezuela, CGT y la Confederación de Trabajadores de Venezuela, CTV, denuncian que el Servicio Bolivariano de Inteligencia, Sebin y la Guardia Nacional Bolivariana, GNB han detenido a los dirigentes sindicales Omar Escalante, presidente de la Federación de Trabajadores del estado Carabobo; Julio García, presidente del Colegio de Enfermeros del estado Carabobo; Omar Vásquez Lagonel, secretario general de la Federación Nacional de Jubilados y Pensionados y Rolman Rojas, profesor de la Universidad de Carabobo del Núcleo Maracay en el estado Aragua mientras que otros dirigentes están siendo buscados como si fueran delincuentes.

Manifiestan los denunciantes ante el papa Francisco que la detención de los líderes sindicales han estado precedidos de allanamientos violentos a sus residencias, la recurrente violación del derecho a la privacidad, a la libertad sindical y la criminalización de la protesta pacífica y de los más elementales derechos humanos.
Agregan que persiste el acoso, la persecución, el hostigamiento, los despidos y la penalización contra los trabajadores y sus organizaciones sindicales y que la situación en Venezuela se ha tornado más grave aún desde el golpe de estado denunciado por la fiscal general, Luisa Ortega.

Las centrales obreras venezolanas le revelan al papa Francisco que las fuerzas de seguridad del Estado están utilizando sistemáticamente gases lacrimógenos; tanquetas lanzaagua; perdigones de plástico y otras municiones modificadas para hacerlas más letales.

Expresan su preocupación por las crueles torturas a que están siendo sometidos los presos políticos como descargas eléctricas, palizas, posturas que causan estrés, asfixia y amenazas de violencia sexual y muerte.
Denuncian que entre abril y junio del presente año han sido detenidas 5.051 personas, entre ellas, 410 niñas y niños; varios de los detenidos han sido desaparecidos.

Recordaron que recientemente se realizó una huelga general de trabajadores para protestar y denunciar ante el mundo la pérdida de millones de empleos; la falta de medicamentos y de alimentos, la inseguridad y la inflación; contra las elecciones fraudulentas a la Asamblea Nacional Constituyente; contra las detenciones arbitrarias, los despidos de trabajadores; por la apertura de un canal humanitario; por la libertad de los presos políticos; por elecciones libres y transparentes y por la restitución del hilo constitucional.

Finalmente, las centrales obreras de Venezuela le piden a su santidad Francisco su intervención para lograr la apertura inmediata de un canal humanitario ante la falta de medicamentos y alimentos; libertad inmediata de 686 presos políticos; para que se proceda a la renovación de los poderes públicos de acuerdo con lo establecido por la Constitución venezolana y la conformación de un Gobierno de Unión Nacional para restituir el orden constitucional; por la restitución del hilo constitucional violentado por el ilegítimo Tribunal Supremo de Justicia.




VPI/LaPatilla

Destacadas