Invasión promovida por el chavismo está secando el Río Los Cajones en Carabobo

Seco se encuentra parte del Río Los Cajones

 

 

 

 

La invasión que promoviera el chavismo hace diez años en lo que era la finca Montero en Montalbán, Carabobo, solo ha dejado daños fatales y probablemente irreversibles en el río Los Cajones, el cual fue uno de los más caudalosos e importantes de esta jurisdicción y hoy en día se está secando.

Corresponsalía lapatilla.com

Un grupo de ecologistas y habitantes de esta zona, quienes por medidas de seguridad prefirieron resguardar su identidad, relataron el ecocidio que desató tal decisión, que en su momento promovió un grupo de representantes del gobierno, durante el mandato del entonces alcalde del Psuv, Luis José Sánchez.

El Río de los Cajones se encuentra en la antigua finca Montero, en la zona norte del municipio Montalbán, este lugar era propiedad privada, pero duró muchos años abandonada y fue tomada. “El gobierno promovió la invasión supuestamente para poner la hacienda productiva, pero lo menos que hicieron fue eso”, aseguraron las fuentes.

El negocio detrás de la invasión

Indicaron que algunas personas de la comunidad fueron adjudicadas, pero una buena parte fue gente allegada al gobierno de turno. “Algunos sembraron para ayudarse, pero la mayoría que invadió lo hizo por negocio”, relataron.

Explicaron que muchos vendieron lo que invadieron y tomaron la zona más alta de Montero y son los principales responsables del daño que actualmente ha sufrido esta montaña. “Los incendios forestales que se observan en sequía en esa parte de la montaña son causados por los ocupantes, queman para ampliar la siembra y por viejas prácticas de agricultura y para tener acceso a la deforestación ya que de ahí se extrae madera que luego es comercializada en otras localidades de manera irregular”, denunciaron.

Indicaron que esto ha causado que el río se esté secando incluso en la parte alta y los habitantes de la zona están sufriendo las consecuencias de la sequía extrema. Señalaron que, además, se corre el riesgo de que los pozos subterráneos para consumo de los montalbaneros se sequen, pues estos se surten de las aguas de los ríos.

La deforestación, aunada a que las lluvias han disminuido significativamente, ha causado la escasez de agua en el municipio”, apuntaron.

Una esperanza

Grupos y fundaciones ecológicas que trabajan en pro del medio ambiente se encuentran preocupados por la situación en las montañas de Montalbán, por lo que se encueran haciendo campañas de concientización y elaborando proyectos para tratar de recuperar lo que esta época de sequía y de quema ha arrasado, tal es el caso de la Escuela Agroecológica de Montalbán, cuyos miembros están elaborando un plan para recuperar las cuencas el cual será presentado ante los entes gubernamentales.